jueves, 3 de junio de 2010

Mentalidad de riqueza: no es solo cuestión de dinero

A veces el término “mentalidad de riqueza” se relaciona solo con la posesión de bienes materiales. Nada más equivocado; una verdadera mentalidad de riqueza implica querer ser rico en todos los aspectos de nuestra vida...

La mentalidad de riqueza es un término que se ha vuelto muy popular en este última época, ampliamente utilizado en los temas de coaching, superación personal, autoayuda, etc.

Sin embargo, se trata en realidad de un concepto que podemos aplicar de manera relativamente sencilla a todos los aspectos de nuestra vida, digamos que es un sello que podemos imprimirle a nuestra forma de pensar y de ser. Es una cuestión de actitud, y solo depende de nosotros.

La mentalidad de riqueza se encuentra directamente relacionada con la ley de la atracción, la cual forma parte de las leyes del universo e implica que nosotros podemos atraer lo que nos sucede.

Si queremos que nos sucedan cosas positivas, entonces solo tenemos que pensar y desear cosas positivas, es más o menos como un efecto de reflejo: rebotará en ti lo que estás proyectando.

Ahora, los que piensan que la mentalidad de riqueza está asociada directa y únicamente con el bienestar económico están muy, pero muy equivocados; LA MENTALIDAD DE RIQUEZA NO ES SOLO UNA CUESTIÓN DE DINERO.

Para ilustrar bien esto, vayamos al significado que el Diccionario de la Real Academia Española nos da sobre esta palabra. Tienes tres acepciones: Abundancia de bienes y cosas preciosas, abundancia de cualidades o atributos excelentes y abundancia relativa de cualquier cosa.

La gran pregunta es: ¿ABUNDANCIA DE QUÉ NECESITAS EN TU VIDA PARA CONSIDERAR QUE ESTÁ LLENA DE RIQUEZA?

Muy probablemente el dinero representará uno de los factores, pero sin duda no será el único. Entonces, ya tenemos algo claro: para comenzar a ejercitar nuestra mente a fin de lograr que nuestra mentalidad sea una mentalidad de riqueza, hay que dejar de poner al dinero como una cuestión central. La salud es riqueza, la familia y los amigos son riqueza, la paz interior es riqueza, el conocimiento es riqueza...

¿Qué debemos hacer para llenar nuestra vida de riqueza? En primer lugar, dejar de quejarnos. Por ejemplo, si enfocamos todas nuestras energías solamente en conseguir dinero, lo más probable es que terminemos enfermándonos.

Nadie dice que el dinero no es importante; suele ser una preocupación para todos y resulta muy útil para conseguir muchas cosas, tal vez lo mejor sería proponernos utilizarlo como un medio y no como un fin.

Entonces, debemos dejar de quejarnos y enfocarnos en las cosas que queremos lograr. Debemos hacer esto pensando siempre que no hay lugar a dudas de que las obtendremos, debemos considerarlas como un hecho por el cual ya debemos estar agradeciendo.

Esto probablemente resulte difícil en un primer momento (por ello hablamos de “ejercitar”, es decir, debemos hacer ejercicios constantes para lograr una buena práctica), debido a la forma en que nos han programado desde pequeños.

Y es que parece que la sociedad y la educación se hubieran encargado de trabajar duro para rodearnos de miedos y limitaciones que finalmente han colocado nuestras vidas en un lugar en el que no estamos contentos.

¿Cómo salir de esto? Romper nuestra programación, darnos cuenta de que todas las barreras y limitaciones que tenemos son puras construcciones imaginarias.
OBTENDRÁS LO QUE CREES QUE TE MERECES. Esto es algo que debes tener siempre presente al momento de “programarte” para la abundancia.

¿Crees que tu salario es muy bajo? Entonces, ¿por qué no haces nada para cambiarlo? Debes darte cuenta de que si las cosas están mal en tu vida es simplemente porque no haces nada al respecto. ¿Qué diferencia crees que hay entre las personas exitosas y tú? Pues DECISIÓN, ni más ni menos.

Empieza a poner en práctica la mentalidad de riqueza en tu vida; piensa en abundancia y la abundancia vendrá hacia ti y, sobre todo, piensa que la riqueza debe inundar todos los aspectos de tu vida. Si aparecen obstáculos en el camino, no debes temerles, ya que los obstáculos se crearon con el único fin de que pudieran superarse.

Por Eliana EL
Fundadora y Editora de Creaturealidad.com

Que tengas un feliz día

No hay comentarios:

Publicar un comentario